lunes, 11 de febrero de 2013

PRIMER DÍA DE ESCUELA

 

Primer día de escuela.
Todo nuevo.
El aire, la mochila,
los libros, los cuadernos...
los lápices que aguardan
para pintar mil sueños.

Primer día en la escuela.
Hambre y miedo.
Los zapatos gastados
y los sueños maltrechos.
Un agujero profundo
con mil desprecios.
Bajo el pantalón raído,
colorea la piel
un mal recuerdo .

Primer día en la escuela.
Soledad desde pequeño.
Casi todo huele a nuevo.
Pero algunos sentimientos
- incrustados en el alma-
se han hecho viejos.


 

Laura Caro 

 

8 comentarios:

Marcos Callau dijo...

Un primer día de escuela con un final desolador. Bello poema.

©Laura Caro dijo...

Hay comienzos que son duros y finales que también lo son en las escuelas... Es triste, pero es así.

Un abrazo enorme y agradecido, Marcos.

Oréadas (Darilea) dijo...

Los nervios afloran ese primer día y la decepción puede acusar el último.
Un besito Laura, y gracias Fernando por compartir sus poemas

©Laura Caro dijo...

Muchas gracias a ti por tener el detalle de acompañarme con tus palabras de aliento...

Un abrazo enorme, Darilea.

lillymarmat dijo...

Laura, por intermedio de un amigo llegué a tu blog. Precioso y triste este poema del primer día de escuela.
Te felicito. Encontrarte es un ayazgo. Seguiré leyéndote.
Lillian

©Laura Caro dijo...

Muchas gracias, Lilian.
Eres muy amable.

Abrazo miles para ti.

Sneyder C. A. dijo...

El primer día de escuela es como una aventura ante lo desconocido que atenaza el alma.

Me ha encantado tu poema tiene la frescura y el conocimiento de quien lo vive en cada curso.

Un cálido abrazo

©Laura Caro dijo...

Muchas gracias, Caty.
La verdad es que cuando hablo de escuela en los poemas; todos los versos llevan mis vivencias en ella...

Un abrazo muy fuerte.