viernes, 19 de diciembre de 2014

Alzheimer





Tiene recovecos misteriosos la mente, es mi duda,

el ingenio…

¿Acaso resta cordura y lo transforma en locura?

¿O nos conduce a la gloria coloreando nuestra historia?


Porque un día te levantas y el mundo vas a comerte

Y otras veces ves al mundo con ganas de devorarte

Y para colmo de males llegados a cierta edad

Hay mentes que desdibujan toda su realidad

Que castigo,

Que tortura,

Que exacerbada locura

El perder todo vivido por laberínticos sesos

Sin encontrar lo vivido por todos sus recovecos


Sea por miedo o locura,

O por amor y ternura

Quiero que se quede escrito

Pues su memoria es más dura

Guardaré todas palabras y también fotografías

Por si pierdo la memoria, me las dictes ese día.


Quiero amar hasta saciar el alma

Gritar hasta perder la vida

Morir hasta rasgar la tierra

Vivir hasta curar la herida


Mi sueño que despierta en su letargo

Locura que suplica por tenerte

Del viaje no vivido y olvidado

Del Ángel que blasfema por perderte


Pasión del subconsciente devastado

Caído en el desgarro del abismo

Luchando iré cada noche con fantasmas

Escuchando cada día hasta a mi mismo


Un diario con vivencias esculpido

Que recuerde por nosotros la memoria

Y al leerlo… que nos lean, todos días

Volver a revivir, de amor la historia.


Ángel Portolés