miércoles, 19 de enero de 2011

Yo fui sombra del mar




Yo fui sombra del mar, luz de poniente,
carnaza de las aves de rapiña,
corazón exiliado de su cuerpo.
Humo de madrugada, oscuro vientre.

Y me dejé llevar por la corriente,
las olas me arrastraron a otras playas...
Ahora duermo en la eterna madrugada,
el sueño, blanco y largo, de la muerte.




Marisa de la Peña


4 comentarios:

Bel M. dijo...

No recordaba este poema. ¡Precioso, Marisa!
Un beso, Fernando.

Arruillo dijo...

Duro y bello, diría yo.
Un beso

Laura Gómez Recas dijo...

Has llenado cada verso de este poema. Me encanta.

Un beso,
Laura

Desde mi ventana dijo...

Tengo que confesarte, que este poema, no me lo habia leido.
Y eso, que ya sabes que me leo todo lo que escribes.
Un besito Guapa.