lunes, 11 de enero de 2016

Sicaria II





¡Apúntame! ¡Aquí!


- En el centro de mis ojos adormecidos!


¡Acribíllame! ¡Así!


- Entre tus piernas, la muerte muere en un suspiro.-


¡Ametralla con tus versos, la osadía de un suicidio!


¡Arremete con tu pluma, la poesía del sueño no dormido!


Sin lugar en vos, me voy…


Sin lugar en mi, me huyes…


(Dos flores tatuadas en tus pies, explicarán al sendero


/el lugar de la herida…)


Aquí;


en el epicentro de los habitantes de mi Alma.


¡ D E T O N A !


( Apunta, Dispara… y ¡ Mata! )


En el vientre del poema


l a t e


el embrión de la anarquía.




Germán Valva