miércoles, 19 de febrero de 2014

De repente


De repente
en mi somnoliento
estado
me llega la imagen
de mi entrada
en Viña del Mar
en el microbús
atascados
por una procesión católica
que remota pulsión
agarrada a mi alma
esconde
esas imágenes
de mi apresurada
salida de Concón
hacia Santiago.



Francisco Muñoz Soler