viernes, 22 de julio de 2016

EL SOL DE INVIERNO




Tarde

se transformó el sol en ola

para no dañar tu piel

tanto tiempo utilizada

y deshojada por el viento.



El sol

se desnudó de su fuerza

y ha caminado descalzo hacia tu calma

enredado entre ríos,

casi tímido.



Por ti

se ha convertido ya en agua

y hoy pretende, tan sólo,

acariciar.


Isabel Delgado