miércoles, 27 de julio de 2016

Me gusta



Me gusta sentir la savia de tu voz

cuando arrancas las palabras del papel,

cuando arrancas el alma de tu piel.

Me gusta oír las pulsaciones de tu pecho,

observar el sonido de tus versos,

abrazar la vibración que se desprende de ti,

entender que -en ese momento- el mundo

ha dejado de existir.

Me gusta contemplar cómo se te

enciende el alma,

me gusta asistir al incendio de tu mirada

…cuando recitas.




Eva García Madueño